9 Remedios Para Eliminar Las Arrugas En Los Ojos Naturalmente.

Las arrugas que se propagan desde las esquinas exteriores de los ojos los conocemos comúnmente como patas de gallo. Son más prominentes cuando usted ríe o frunce el ceño, pero se vuelven cada vez más notable a medida que se envejece. No dé por hecho que es el precio que usted paga por un rostro expresivo ni lo considere el resultado natural de un envejecimiento agraciado. La verdad es que muchos otros factores como los contaminantes ambientales y la radiación solar causan patas de gallo, robándole el aspecto juvenil.

 

Las arrugas se desarrollan en la piel cuando hay una disminución en la producción de la proteína colágeno del tejido conjuntivo. Normalmente forma una capa amortiguadora debajo de la piel, manteniéndola suave y rellenita. La elastina es otra proteína estructural que ayuda a mantener la elasticidad de la piel, permitiéndole expandirse y contraerse con movimientos musculares normales.

 

El tejido de la piel se renueva permanentemente a medida que las células viejas mueren y se caen, abriendo paso a otras nuevas. La tasa de regeneración de la piel es más alta en la infancia y la niñez, pero se ralentiza a medida que envejecemos. Es por eso que los cortes y los rasguños sanan rápidamente en nuestros años de crecimiento, y además también con mínima formación de cicatrices. Pero el envejecimiento natural es sólo una de las razones de la pérdida de la textura saludable de la piel.

mujer con arrugas en los ojos_resize

Las 4 principales causas de las patas de gallo:

Deshidratación

Una adecuada hidratación es esencial para el funcionamiento normal de todos los tejidos y órganos, y eso es cierto en el caso de la piel, la cual resulta ser el órgano más grande de nuestro cuerpo. No consumir suficientes líquidos puede causar deshidratación de la piel. En combinación con los efectos desecantes del viento y también el aire seco en las habitaciones con aire acondicionado, tiene un alto efecto en la salud de la piel. El proceso de regeneración de la piel sufre cuando está deshidratada.

Deficiencias nutricionales

El proceso de regeneración de la piel es costoso con respecto a las materias primas que entran en la producción de células, a saber, aminoácidos, lipoproteínas, vitaminas y minerales. Nuestra dieta consistente en productos alimenticios altamente procesados ​​carece de muchos de los nutrientes esenciales que podríamos obtener fácilmente de verduras frescas, frutas, carne, legumbres y granos sin procesar. Desde el punto de vista nutricional, estamos, de hecho, hambrientos en medio de la abundancia. El alcohol y el azúcar aceleran las arrugas de la piel.

 

Contaminación ambiental

La piel es la parte más expuesta del cuerpo, especialmente la piel facial que rara vez se cubre. No es sorprendente que sufra la exposición constante al calor, frío, polvo, radiación y sustancias químicas. Eso incluye los químicos en lavados de cara y otros cosméticos que usamos para limpiar y embellecer la piel.

 

Radiación solar

Naturalmente, entrecerramos los ojos cuando salimos al sol, pero ese es el menor de los efectos dañinos de la exposición al sol. La radiación ultravioleta del sol puede causar daño en los tejidos, ya que no sólo afecta a la capa más superior de la piel, sino que fácilmente penetra la capa dérmica.

 

Dependiendo de la intensidad de los rayos del sol y la duración de la exposición, se inflige daño incluso cuando no ve ningún signo de quemaduras solares. La pérdida de elasticidad de la piel y las arrugas finas son síntomas comunes de daño UV. Se conoce como fotoenvejecimiento ya que hace que la piel se vea envejecida.

 

 

9 mejores remedios naturales para desvanecer las patas de gallo:

 

1. Compresa de leche entera para la cara

Aplique un paño humedecido en leche entera sobre los ojos y los lados de la cara. Deje actuar durante 10-15 minutos y enjuáguese con agua corriente. Puede agregar una cucharada de miel o una cucharadita de aceite de almendras a la leche para obtener beneficios adicionales. Haga esto como parte de su rutina de cuidado de la piel por la mañana y por la noche.

 

Cómo actúa: La leche está llena de sustancias amigables para la piel tales como aminoácidos, lípidos, vitaminas y minerales. Contiene nueve aminoácidos esenciales y seis semi-esenciales, incluyendo la arginina, la glicina y la prolina, importantes para la formación de colágeno. La hidroxilación de la prolina resulta en la hidroxiprolina, que constituye aproximadamente el 12% de todo el colágeno en nuestro cuerpo. Junto con la prolina, desempeña un papel clave en la conservación de la estabilidad del colágeno.

 

La leche también contiene todas las vitaminas liposolubles, de las cuales las Vitaminas A y E son particularmente útiles en la renovación celular de la piel. Su alto poder antioxidante ayuda a reducir el daño tisular causado por la radiación UV y los contaminantes químicos. Las grasas lácteas ayudan a mantener la piel suave e hidratada. Si puede conseguir leche cruda, es la mejor para este tratamiento facial.

 

2. Mascarilla facial de clara de huevo

Bata una clara de huevo hasta que esté ligeramente espumosa y aplíquela sobre la cara después de lavarla con agua fría. Deje que se seque en la cara hasta que sienta la piel tirante. Aplique una segunda capa y deje que se seque. Mantenga la mascarilla allí durante 10-20 minutos, asegurándose de que sus músculos faciales permanezcan relajados todo el tiempo. Enjuague la mascarilla con agua y jabón y aplique una crema hidratante. Hágalo dos veces por semana para ver una reducción en las arrugas.

 

Cómo actúa: La clara de huevo junta el tejido de la piel a medida que se seca, tensando efectivamente la piel, dejándola más suave y sin arrugas. También actúa como un limpiador profundo, removiendo toda la suciedad y contaminantes químicos de los poros de la piel.

 

La mayoría de las vitaminas, grasas, calcio y otros minerales en el huevo se concentran en la yema, pero la clara es superior cuando se trata de proteínas y magnesio. Este mineral es esencial para la salud de la piel; ayuda a desintoxicar y limpiar la piel y reduce las líneas finas y arrugas. Cuando se aplica la clara de huevo sobre la piel, el mineral alcanza rápidamente el tejido objetivo, pasando por alto el intestino y la vía circulatoria. De hecho, la absorción transdérmica de magnesio es más eficiente que la ingesta oral.

 

Las claras de huevo también son una buena fuente de aminoácidos esenciales y no esenciales, cada 100 gramos contienen 4.6 gramos de arginina, 2.8 gramos de glicina y 2.7 gramos de prolina que ayudan con la síntesis de colágeno.

 

3. Áloe vera

Los beneficios para la piel del áloe vera no necesitan introducción. Raspe la pulpa de las hojas carnudas y aplíquela directamente sobre las patas de gallo. Deje que se seque sobre la piel. Puede utilizarla como una mascarilla toda la noche y enjuagarse con agua corriente por la mañana.

 

Cómo actúa: Este gel altamente hidratante humecta la piel y la reafirma, eliminando las líneas finas y las arrugas. La pulpa engañosamente transparente está repleta de vitaminas, minerales y enzimas vegetales que protegen la piel del daño oxidativo. Los polisacáridos y las hormonas vegetales que promueven el crecimiento, como el glucomanano y la giberelina en el gel, aceleran la reparación y regeneración de los tejidos mediante el aumento de la síntesis de colágeno.

 

4. Lavado facial de té verde

Lávese la cara varias veces con té verde frío. Alternativamente, coloque bolitas de algodón mojadas en el té sobre los ojos y las patas de gallo. Esto no sólo es calmante, sino también es una gran terapia anti-envejecimiento de la piel. Puede agregar unas gotas de jugo de limón a la infusión para aumentar el efecto anti-envejecimiento ya que los fitoquímicos en el té son más estables en soluciones ácidas.

 

Cómo actúa: La propiedad antioxidante del té verde es bien conocida. Las catequinas del té verde son las principales responsables de este efecto, mientras que el flavonoide myricetina en el té ayuda a aumentar la bioactividad de estas sustancias.

 

Cuando el té verde se aplica a la piel, las catequinas son absorbidas, reduciendo el daño oxidativo en los tejidos de la piel. La astringencia de las catequinas ayuda a contraer la piel suelta, haciéndola más firme. El galato de epigalocatequina (EGCG), que es el más activo entre ellos, tiene una biodisponibilidad pobre cuando se consume el té. Pero la aplicación tópica lo hace fácilmente disponible para los tejidos de la piel.

 

5. Aceite de coco

Proporciónele a su piel el beneficioso efecto hidratante y nutritivo del aceite de coco masajeándolo suavemente en la noche. Caliente ligeramente el aceite para estimular la absorción completa. Límpiese la cara con papel de seda para eliminar cualquier exceso. También puede agregar una o dos gotas de aceite de vitamina E.

 

Cómo actúa: Los ácidos grasos de cadena media en el aceite de coco tienen excelentes propiedades antimicrobianas y antioxidantes. Tiene sólo pequeñas cantidades de vitamina E, pero los ácidos grasos mejoran la absorción de esta vitamina saludable para la piel.

 

6. Aguacate

El aguacate es un antiguo remedio para suavizar la piel y conservar su aspecto juvenil. Bata la pulpa de esta fruta rica en aceite y aplíquela generosamente sobre la piel. Puede permitir que esta ligera mascarilla facial permanezca en la cara por 20-30 minutos para que obre su magia.

 

Cómo actúa: El aguacate es una buena fuente de vitaminas A y C, y los minerales magnesio, hierro y potasio. Las grasas de la pulpa de aguacate hidratan la piel y facilitan la absorción de las vitaminas y minerales.

 

7. Pepino

Extraiga el jugo de un pedazo de pepino rallándolo o aplastándolo. Empape bolitas de algodón en el jugo y colóquelas en las patas de gallo por 10-15 minutos. Haga esto 2-3 veces al día durante unas pocas semanas o hasta que las arrugas se reduzcan visiblemente.

 

Cómo actúa: Los pepinos se consideran un alimento de nutrición nula, pero contienen los minerales magnesio, hierro y calcio, como también las vitaminas C y A en pequeñas cantidades. Estas son absorbidas fácilmente cuando se aplican directamente sobre el tejido de la piel a tratar, y reducen el daño oxidativo y aumentan la producción de colágeno.

 

8. Yogur

Mezcle una cucharada de yogur y una cucharada de miel. Aplique la mezcla por toda la cara y déjala actuar durante 10 minutos. Enjuáguese con agua tibia para obtener una piel que luce y se siente increíblemente suave.

 

Cómo actúa: El ácido láctico en el yogur exfolia la piel, ayudando a eliminar la suciedad y los gérmenes. Ayuda a eliminar las imperfecciones y alisa las arrugas finas. La miel es un humectante natural, que ayuda a que la piel retenga la humedad, además de limpiarla profundamente.

 

9. Papaya

Machaque una rodaja de papaya madura y aplíquela por todo el rostro. Enjuáguese después de 10-15 minutos. Repita cada 2-3 días para eliminar las patas de gallo, las líneas finas y manchas en otras partes de la cara.

 

Cómo actúa: El ácido glicólico y la enzima papaína en la pulpa de la fruta ayudan a eliminar las células muertas y estimulan la regeneración de la piel. La papaya es rica en carotenos antioxidantes y vitamina C y contiene los minerales magnesio, cobre y potasio.

Por Jovana Diaz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *